Paolo Vasile, el magnate que empezó sirviendo agua: el papel de su mujer en su éxito y la discreción de sus hijos

Internacional

23 años después de su llegada a España para levantar el emporio Telecinco, Paolo Vasile (69 años) ha decidido abandonar su puesto como Consejero Delegado de Mediaset. De esta manera, el ejecutivo romano dirá adiós al trajín semanal de vuelos entre Madrid y Roma para estar con su familia durante los fines de semana.
Fue su esposa Annalisa, con la que lleva 51 años casado y a quien conoció en el último curso del instituto, quien le animó a mudarse a Madrid. Durante cuatro años estuvieron conviviendo con el matrimonio sus tres hijos. Nació en el seno de una familia acomodada y vivía en un barrio burgués, ya que su padre era el productor Turi Vasile, propietario de Ultra Films, que invirtió mucho dinero en los directores Michelangelo Antonioni, Dino Risi, Luigi Comencini o Federico Fellini, que le llevó a la ruina.
La película titulada Roma (1972) acabó con todos los ahorros de los Vasile, por lo que tuvieron que dejar su barrio pijo para trasladarse a un piso más pequeño y humilde. Aquella mudanza obligatoria tuvo algo positivo, ya que conoció a la mujer de su vida. Cuando alcanzó la mayoría de edad decidió no seguir los pasos de su padre, por lo que se matriculó en Antropología.
[La caída de Vasile o el fin de una era: «Después de tanto tiempo no me harían la traición de despedirme»]

Paolo Vasile junto a su mujer en los Premios GQ Hombres del Año 2015.

Gtres

También estudió solfeo y armonía. Como nunca llegó a ejercer como antropólogo, cuando su padre dejó la producción para dedicarse de pleno a la escritura, su hijo cogió al toro por los cuernos y se decantó por la producción. Tenía veintipocos años. Su entrada en el cine fue por la puerta trasera, ya que empezó sirviendo agua a los actores, poco después fue ayudante de producción, se convirtió en lector de cientos de guiones y, por último, acabó produciendo varios filmes, entre ellos, La polizia interviene: ordine di uccidere con James Mason y Stephen Boyd.
A pesar de que de pequeño la televisión no le llamaba la atención, cuando a los 30 años le surgió la posibilidad de trabajar en Canale 5 su esposa le animó enormemente. El dueño del grupo de comunicación Mediaset, Silvio Berlusconi (85), vio en él a la persona clave para seguir aumentando su poder en los medios. Trabajaban a destajo todos los días de la semana una media de veinte horas diarias.
Poco antes de que entrara el nuevo milenio, Berlusconi le ofreció la oportunidad de trasladarse a Madrid para sustituir a Maurizio Carlotti. Nuevamente, su esposa Annalisa le ayudó a tomar la decisión. Le dijo que no se preocupara por dejar a la familia en Roma porque ya encontrarían el tiempo para encontrarse. En aquel momento, los tres hijos del matrimonio todavía seguían viviendo bajo el mismo techo. Cuando en 1999 tomó el control de Telecinco, Vasile vivió un año solo en Madrid.
Posteriormente, su familia se trasladó a España durante cuatro años para luego volver a la capital italiana donde cada uno hizo su vida. En broma, Vasile ha dicho en multitud de ocasiones que en casa no pinta nada, pero espera que de alguna manera haya contribuido a la formación de sus vástagos, que mantienen un perfil tremendamente bajo en la prensa. De hecho, solo se sabe que su hija Martina es productora del programa Domenica Live.

Vasile en una imagen de archivo tomada en el aeropuerto de Madrid, en 2018.

Gtres

El patriarca nunca se ha metido en las decisiones de sus hijos, les ha dejado libremente elegir su destino porque lo más importante es la felicidad de cada uno.Por eso, como Paolo es un hombre de familia, durante casi dos décadas cogía el avión en Barajas para trasladarse a Roma. El lunes, el chófer ya le esperaba en el aeropuerto madrileño para trasladarse a los estudios de Fuencarral.
Vasile es un hombre directo, le gusta mirar fijamente a los ojos de su interlocutor, valora mucho la sinceridad, sus decisiones pueden ser controvertidas, pero siempre está abierto al diálogo y declina en cualquier tiempo el verbo trabajar.

El que ha sido CEO de Mediaset España durante 23 años junto a Ana Rosa Quintana en una imagen tomada en 2017.

Gtres

Durante todo este tiempo, Paolo y su familia han tenido un acuerdo tácito. Si él está reunido con alguien tremendamente importante y suena el teléfono de su casa abandona la reunión y si está con su familia y le llaman del trabajo, les deja plantados. De esta forma se mantiene un equilibrio que Annalisa aceptó con agrado. Paolo Vasile no se va solo de Mediaset.
Durante todo este tiempo ha formado una gran familia que le ha querido y apoyado en todo momento independientemente de la audiencia. Ha forjado amistades sólidas con Ana Rosa Quintana (66), Jorge Javier Vázquez (52), Emma García (49), Jordi González (60) o Jesús Vázquez (57).